Por qué el cristianismo es la religión más completa

Primero tenemos que entender por qué debemos creer que Dios realmente existe. Se podría decir que está en la creación misma. Es ilógico suponer que el azar realmente creó la racionalidad, así que dado que en realidad fuimos creados con un deseo de significado, que es parte de la racionalidad, y un creador siempre es más grande que su creación, nuestro creador debe ser más grande en persona (un Dios) de lo que somos. También sin un Dios, nunca tendremos Amor porque Dios es Amor. Otro argumento a favor de la existencia de Dios es que, siendo imperfectos como todos sabemos, pero luchando continuamente por la perfección, debemos haber desarrollado esta idea de perfección desde algún lugar, y el lugar más lógico desde el que desarrollamos esto parece ser desde un poder superior ( un Dios, por ejemplo). Además, ¿puedes imaginar un planeta girando alrededor del universo al unísono perfecto permitiendo que la vida humana evolucione como lo ha hecho durante todo el tiempo que lo ha hecho sin romperse por completo con todos sus terremotos y volcanes sin que Dios esté al mando? Y finalmente, los parapsicólogos, que han estudiado las experiencias cercanas a la muerte, han informado que estas personas han visto visiones de una vida futura durante sus experiencias, lo que sugiere que alguien debe tener el control de todo esto.

Ahora veamos cómo las principales religiones, con la excepción del cristianismo, ven su interpretación de cómo es Dios y cómo acercarse a él. Los budistas creen que Dios es realmente incognoscible, por lo que solo debemos vivir en el presente y convertirnos en nuestros propios dioses a medida que lo entendemos a través de la meditación y el yoga. Los hindúes creen que en algún momento nuestras almas inmortales eran todas perfectas como Dios, pero perdimos esa perfección por alguna razón, así que tuvimos que bajar a la tierra y tratar de recuperarla a través de la meditación, el yoga o la reencarnación como solución final. La reencarnación es que cuando morimos entramos en otro cuerpo para poder mejorar un poquito cada vez. El problema aquí es que si esto fuera cierto, el mundo debería mejorar cada vez más de generación en generación. Los musulmanes creen en un solo Dios como se describe en su Libro Sagrado llamado Corán escrito por Mahoma, a quien se considera el Mensajero de Dios. Sus adherentes tienen que seguir ciertas reglas proscritas en el Corán, pero interpretadas de manera diferente por varios líderes de la religión musulmana. Los musulmanes no creen en el mal o el pecado heredados. Sólo creen que el Mal o el Pecado está entre el hombre y Dios, y que si el hombre le pide perdón a Dios, Él lo perdonará. Y finalmente, los adherentes judíos también creen en un Dios como se describe en su Libro Sagrado llamado Biblia, o dentro del cristianismo llamado Antiguo Testamento, pero escrito por varios Líderes Religiosos, algunos de los cuales fueron llamados Profetas o Mensajeros de Dios. Y aquí tienen que seguir los Mandamientos dados por Dios. Al final de los tiempos vendrá un Mesías y todos serán salvos. Mientras tanto, todo lo que tenemos que hacer es pedirle a Dios que nos perdone por nuestros pecados o malas acciones y Él lo hará.

Ahora, ¿cómo se compara el cristianismo con los principales grupos religiosos anteriores? La diferencia entre el budismo y el hinduismo con el cristianismo es muy distintiva. En el budismo y el hinduismo, te enseña cómo puedes salvarte a ti mismo para llevar una vida mejor, mientras que el cristianismo te enseña que solo puedes ser salvo a través de Jesucristo para llevar una vida mejor.

Entre musulmanes y cristianos, una de las mayores diferencias es que los cristianos creen en el pecado o el mal heredado, mientras que los musulmanes no. Por eso, los cristianos creen que necesitan un redentor y lo encontraron en Jesucristo. Ahora Su historia se puede encontrar en el Libro Sagrado de los Cristianos llamado Biblia, tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento, donde uno puede encontrar una enorme cantidad de Autenticidad Histórica. La Biblia cristiana dice que Jesucristo es el Hijo de Dios, y también Dios mismo (Mateo 14:28-32, Lucas 9:28-36 Juan 5:16-47, etc.). Él también es nuestro Salvador porque nos salvó de nuestro pecado al sufrir y morir en la cruz y resucitar de entre los muertos (muchas pruebas de la resurrección se encuentran en mi libro «Quién es Jesucristo» publicado por Amazon). En realidad Él se hizo pecado por nosotros si creemos en Él. Esta es la forma en que fuimos perdonados. Él fue el sacrificio de Dios por nosotros. Era como la perfección salvando la imperfección. Pero como dije, en realidad tenemos que creer en todo esto para que luego podamos envolvernos en nuestra creencia, o en Jesucristo, como un paquete de Navidad, para que cuando Dios nos mire, todo lo que Él pueda ver sea Su Hijo (perfección), o Él mismo como si se mirara en un espejo. Es interesante notar aquí que el Corán fue escrito por un Mensajero de Dios mientras que la Biblia cristiana fue escrita por muchos Mensajeros de Dios que fueron bastante confiables y consistentes en su mensaje.

Y la creencia judía proviene de su Biblia (El Antiguo Testamento en la Biblia cristiana) e incluida en ella está la historia del pecado o mal heredado, pero los judíos parecen ignorarlo y su necesidad de un Redentor, porque de un sitio web judío ellos creen que el Mesías vendrá al final de los tiempos y que todos serán salvos y vivirán en la tierra para siempre. No creen en las profecías que se encuentran en la Biblia judía sobre la venida de Jesús (2 Samuel 7:16, Isaías 7:14, 9:6-7 y 35:4-6, Miqueas 5:2-5, Salmos 41:9 y Zacarías 12:10.

En Juan 1:1 dice que el Verbo era Dios, o sea que Jesús era Dios, y en otros lugares de la Escritura dice lo mismo. Y el Espíritu Santo es la tercera manifestación de Dios como se menciona en las Escrituras, quien es quien nos dirige a hacer las cosas justas que Dios quiere que hagamos. Entonces, de alguna manera, Dios tomó una forma humana en la persona de Jesús para entremezclarse con nosotros por un tiempo antes de morir en la cruz y resucitar para regresar a Su Hogar Celestial llevándose nuestros pecados con él. Después de todo, la consecuencia del pecado heredado es la muerte para todos, a menos que creas en Jesucristo y en quién es realmente. Y cuanto más consciente estés de tener esta Fe en creer todo esto, más Amarás y menos Pecarás estarás haciendo. El Libro Bíblico de Romanos resume muy bien la Creencia Cristiana.

Deja un comentario