como hacer un escape room en el aula de religion

Nuestra compañera Ana MªCastro del Instituto Blas Infante de Écija comparte un escape room correcto para el alumnado de Infantil y el Primer período de Principal.

Entre las adversidades que un instructor está en las salas es sostener la atención y el interés de los estudiantes por su materia, por la asignatura que da. Y sucede que los estudiantes no son el día de hoy los de hace una década. La Innovación en técnicas y metodologías educativas, como la educación experiencial, van ganando lote paulativamente o de manera ordenada a las habituales.

Inconvenientes que está el alumnado inmigrante en las salas españolas

Existen muchos condicionantes que complican el desarrollo de integración del alumnado inmigrante en nuestras salas, y la existencia de estos jóvenes en nuestras salas puede ser un reto educativo. Te enseñamos el porqué.

El idioma: Estamos frente a la oportunidad de que el alumnado inmigrante no domine nuestro idioma, o aun habitualmente, de manera directa les sea irrealizable estar comunicado en nuestra lengua. Y el inconveniente es aún mayor si las familias tampoco conocen nuestra lengua, ya que esto va a poner enormes barreras a la comunicación entre el enseñante, el centro, el alumnado y sus familias.

Creador: Israel Torres Navarro

Israel Torres Navarro comparte la actividad escape room Pentecostés, actividad construída para el alumnado del segundo y tercer período de Educación Principal (tutoriales de 3º a 6º ).

religión

La actividad está concebida para la clase de Religión y se van a trabajar los próximos contenidos curriculares: permanencia de Jesucristo en la historia: la Iglesia; Jesucristo, cumplimiento de la Historia de la Salvación.

Lola Millán, del Instituto San Gabriel de Zuera (Zaragoza)

Usó el escape room como resultado definitivo del emprendimiento ‘Somos detectives’ y lo propuso como un caso policial que los alumnos debían solucionar por el hecho de que el cuadro ‘La habitación de Arles’ de Van Gogh había desaparecido. Trabajaron con cajas de diferentes materiales a las que pusieron cadenas para cerrarlas y candados (de números, de números conjuntados con letras…  ) que adquirió antes. Asimismo usaron huellas digitales (se tienen la posibilidad de realizar con mina de lapiceros), tinta invisible (con limón), y huellas de huellas y rompecabezas. Lo esencial, bajo su punto de vista, es hacer esperanzas sobre la actividad, usar adivinanzas y códigos misterios que fuercen a los institucionales a poner su atención y imaginación. También, es esencial que reciban una recompensa por su trabajo. En su caso, emplea ClassDojo. El premio era hallar 5 puntos por solucionar la situacion, pero como todos y cada uno de los equipos lo resolvieron, dio un plus al grupo mucho más veloz.

Montó un escape room lógico-matemático para trabajar ‘El sobrino del Mago’, el primer libro de las Crónicas de Narnia. La logística que precisó fue la próxima:

Deja un comentario